Activar el potencial de las madres como recurso cívico | Big Bold Cities

Activar el potencial de las madres como recurso cívico

three colored squaresActivar el potencial de las madres como recurso cívico

Innovación

El Gobierno Metropolitano de Seúl desea aumentar el volumen y la calidad de la participación ciudadana, por lo que los funcionarios públicos están ansiosos por encontrar reservas de capital social sin explotar. Diversos gerentes de programas y grupos de interés han determinado que una de estas reservas son las mujeres que han optado por abandonar sus carreras para criar a sus hijos. Estas mujeres "con carreras profesionales interrumpidas " han sido identificadas como buenas candidatas para integrar consejos y comisiones; como voluntarias en un Grupo de Monitoreo de la Igualdad de Género para poner de manifiesto el uso de estereotipos de género en redes sociales; como potenciales maestras de codificación, para ayudar a las escuelas a cumplir con el compromiso de comenzar un plan de estudios de codificación universal en el cuarto grado; y como líderes activas en los programas comunitarios en materia de energía y cambio climático, tales como las aldeas autosuficientes en materia energética y las cooperativas. "Nuestras activistas son madres", dijo la directora ejecutiva del supermercado energético de Songdaegol, la Sra. Kim So Young. "La maternidad es el motor de nuestro movimiento." Este enfoque oportunista y a nivel de proyecto de la participación de la mujer se complementa con iniciativas institucionales para promover a las funcionarias públicas, sensibilizar a todos los funcionarios públicos sobre las cuestiones de género, reducir la violencia contra la mujer y promover un diálogo cívico que tenga en cuenta las cuestiones de género.

Desafío Democrático

"El desarrollo sin democracia es improbable", dijo la ex secretaria de Estado de Estados Unidos Madeleine K. Albright. "La democracia sin mujeres es imposible." Pero no hay una solución sencilla para la desigualdad estructural. Las normas de género están profundamente arraigadas en la legislación, las políticas, las prácticas culturales y las relaciones sociales. Las mujeres que las desafían a menudo se enfrentan a un intenso escrutinio público y, en algunos casos, son objeto de violencia. Las mujeres también tienen identidades, experiencias y necesidades diversas. Los programas que se conectan con un grupo en particular (como las madres que abandonan sus carreras) deben formar parte de un enfoque integral de participación y empoderamiento de las mujeres de todos los sectores y orígenes.  

¿Cómo lo hicieron?

Los funcionarios públicos del gobierno del alcalde Park Won-Soon tienen incentivos para abrir procesos consultivos y asegurar que los ciudadanos generen, decidan e implementen políticas en el mayor grado posible. (Uno de los eslóganes de Park es que "el ciudadano es el alcalde") Al buscar socios ciudadanos dispuestos, una serie de oficinas o iniciativas han descubierto por su cuenta que las mujeres, y en particular las mujeres "con carreras profesionales interrumpidas", son grandes líderes y voluntarias de la comunidad. En efecto, están aprovechando las normas de género aceptables, es decir, las mujeres como madres y amas de casa, de manera que las mujeres participen cada vez más en la toma de decisiones a nivel local. Esto puede ampliar lo que es aceptable y normativo para las mujeres y hacer valer sus preocupaciones como mujeres, no sólo como madres, en las políticas gubernamentales.

Tal vez no sea casualidad que las mujeres ocupen puestos clave en la planilla de los programas que hicieron este descubrimiento. Los ejemplos incluyen:

  • Apoyo a una cooperativa pedagógica formada por madres amas de casa como parte del programa de desarrollo comunitario de la ciudad. "Esto no se trata sólo de hacer algo con su tiempo, esto no es participación pasiva, esto es participación activa", dijo la Directora de la División de Comunidades Locales, la Sra. Choi Soon-ok. "Esto les ayuda a reconstruir su vida y su carrera. Es algo que hay que tener en cuenta cuando las ayudamos".
  • Reclutar y capacitar a profesores para que implementen un plan nacional que incorpore un plan de estudios de codificación en la educación primaria y secundaria. Un investigador de la Fundación Digital de Seúl dijo que la reincorporación profesional puede ser difícil para las mujeres que dejaron la fuerza laboral para criar a sus hijos, pero que pueden cursar clases básicas de codificación y ser contratadas para formar a estudiantes de primaria.
  • La aldea insignia de Seúl, la cual es autosuficiente en materia de energía, en Sungdaegol, fue fundada por la Sra. Kim So Young. La Sra. Kim comenzó a centrar su activismo comunitario en cuestiones energéticas tras el desastre nuclear de Fukushima en 2011, y dijo que el movimiento local para la sostenibilidad ambiental está impulsado por madres que son particularmente sensibles a las preocupaciones sobre el futuro de sus hijos. La cooperativa que fundó la Sra. Kim dirige un supermercado energético en el que la escuela secundaria local vende energía solar y utiliza las ganancias para contribuir al bienestar de los estudiantes. La Sra. Kim espera que este exitoso negocio local, integrado en la comunidad, también ayude a atraer y capacitar a la próxima generación de voluntarios y activistas.

También hay esfuerzos políticos que vienen desde las altas esferas en torno a la equidad de género. El Gobierno Metropolitano de Seúl cuenta con una Oficina de Asuntos de la Mujer y la Familia, creada en 1989, que se ha centrado en políticas relativas a las licencias por maternidad, el cuidado de los hijos y el empleo justo, así como en la seguridad y la accesibilidad de los espacios y servicios públicos. En 2016, los responsables políticos vieron estallar un movimiento feminista masivo después de que el asesino del famoso caso Gangnam confesara su odio por las mujeres. La oficina de políticas para la mujer trató de documentar las experiencias y los sentimientos que las mujeres compartían en sitios conmemorativos espontáneos, y creó un grupo de trabajo para determinar las formas de prevenir la violencia en el futuro. (Según un funcionario, aproximadamente nueve de cada diez mujeres denuncian haber sido víctimas de violencia durante una relación sentimental.) La iniciativa Safe City for Women 3.0 (Ciudad Segura para las Mujeres) incluye medidas para la seguridad física de las mujeres, como botones de alarma en los baños públicos, así como esfuerzos para actualizar el "chip mental" de las normas y valores culturales en torno al género. Esto incluye un "Grupo de Monitoreo de la Igualdad de Género" integrado por voluntarios (a menudo por "mujeres con carreras profesionales interrumpidas") que monitorean los mensajes producidos por la ciudad para asegurarse de que el lenguaje que se utiliza no refuerce los estereotipos de género.

Finalmente, el gobierno metropolitano busca promover en su interior la equidad de género en la administración pública. Hay esfuerzos activos para dar preferencia a las mujeres en la contratación y los ascensos, y se encuesta a los empleados de la ciudad para medir su sensibilidad a las cuestiones de género y recibir capacitación personalizada.

¿Cuál es el avance?

Corea tiene un largo camino por recorrer para cerrar su brecha de género. Según la New America Foundation, "Corea del Sur ocupa el sombrío puesto 115 en el Índice Global de la Brecha de Género del Foro Económico Mundial, por detrás de Estados Unidos (28) y de sus vecinos China (91) y Japón (105). Corea del Sur también tiene la mayor brecha salarial de género de las naciones de la OCDE. Algunos han llegado a describir a Seúl como una ciudad donde “la tecnología de 2050 se yuxtapone a las costumbres de 1950". 

Pero una nueva generación de activistas cívicos y sociales, que se abrieron paso durante la revolución de las velas, exige reformas en varios frentes; en 2018, el movimiento #metoo de Corea ha derribado a figuras de alto perfil y ha inspirado protestas masivas. Los esfuerzos del gobierno metropolitano para integrar la equidad de género en las políticas y la cultura se han alineado con esa energía y a menudo la han aprovechado.

Consideraciones

  • Inclusión política de las mujeres vs. inclusión social. Para participar plenamente, las mujeres necesitan conseguir derechos políticos y legales formales, pero también el estatus social y la dignidad que les permita sentirse seguras, bienvenidas y respetadas en los espacios políticos y cívicos. Estos dos aspectos de la equidad de género a menudo no progresan al mismo ritmo o incluso en la misma dirección. Por ejemplo, en América Latina y el Caribe, donde el empoderamiento de la mujer ha sido aparentemente acelerado en toda la región mediante el uso de cuotas de género y políticas públicas que responden a las prioridades fundamentales de la mujer, no se han producido los cambios trascendentales en el comportamiento y el poder necesarios para que las mujeres logren la igualdad real en la sociedad. A pesar de los niveles de representación política de las mujeres en los países de América Latina, la región sigue teniendo un historial nefasto en materia de derechos humanos de la mujer, con una de las tasas más altas del mundo de feminicidio y violencia por parte de una pareja sentimental.
  • La inclusión como antídoto contra la recesión democrática. En una época en la que la polarización partidista está aumentando y la confianza en las instituciones viene disminuyendo, la mayor participación de las mujeres en la vida política ofrece un antídoto para ambos males. Las investigaciones demuestran que el liderazgo de las mujeres y los estilos de resolución de conflictos encarnan ideales democráticos y que las mujeres tienden a trabajar de una manera menos jerárquica, más participativa y más colaborativa que los colegas masculinos. Como resultado, es más probable que las mujeres trabajen con otras líneas partidarias, incluso en entornos muy partidistas. Las investigaciones también muestran que con frecuencia se percibe a las mujeres legisladoras como más honestas, más sensibles a las preocupaciones de la comunidad, más receptivas a las necesidades de los electores y más propensas a considerar que el gobierno es una herramienta para ayudar a servir a los grupos menos representados o a los grupos minoritarios. Estas cualidades fomentan la confianza en las instituciones democráticas y representativas.

Punto de contacto innovación

Ms. Kim Yeon Ju
Gender Policy Advisor & Deputy Director
SMG Women and Family Policy Affairs Office / Women's Policy Division / Gender Policy Team

¿Quién más está intentando esto?

Missouri y Kansas, Estados Unidos.

El Proyecto de Nombramientos de la Women Foundation empodera a las mujeres para que integren consejos y comisiones públicas, de manera que las personas nombradas sean representativas de las comunidades a las que sirven. El gobierno de Kansas City, Missouri, puso a prueba el proyecto en 2014 y ha logrado la paridad de género en sus consejos y comisiones. El Proyecto de Nombramientos ahora tiene como socios a 25 gobiernos locales y dos gobiernos estatales, y anunció en agosto de 2018 que 90 mujeres han sido nombradas a través de su cartera de proyectos. El Proyecto educa y asesora a las mujeres en materia de administración pública, mantiene una base de datos de mujeres candidatas a cargos públicos y promueve las mejores prácticas en los procesos de solicitud y nombramiento. El proyecto se basó en las recomendaciones de un estudio que identificó las barreras que hacen que las mujeres estén menos representadas. Leer más.

Turquía.

El Programa de Educación Materno-Infantil (MOCEP) demuestra el poder oculto que tienen las madres de ser activos sociales y económicos para sus comunidades. En Turquía, el 90 por ciento de los niños menores de seis años son atendidos a tiempo completo por sus madres y no asisten a la educación preescolar. Cada vez hay más pruebas de que la edad de seis años o menos es un período de crecimiento instrumental para los niños, lo que repercute en sus capacidades cognitivas durante el resto de sus vidas. MOCEP reúne de 20 a 25 madres para que se apoyen entre sí y hablen sobre temas importantes relacionados con la crianza de los hijos. Durante las reuniones grupales, un facilitador comparte actividades y hojas de trabajo para ayudar a enseñar a los niños en casa antes de que comiencen la educación formal. No se considera a las madres como receptoras pasivas, sino como coproductoras en el desarrollo de los recursos de aprendizaje. La pequeña inversión inicial del programa (15 dólares por familia) tiene un efecto multiplicador, ya que las madres participantes difunden sus conocimientos y recursos a través de sus familias y redes sociales. Después de 20 años, los niños cuyas madres completaron el programa parecen desempeñarse a un nivel académico y social más avanzado que sus compañeros, y son más propensos a ir a la universidad. Este programa ha sido adoptado en su totalidad por el gobierno turco y se ha extendido a 13 países. Leer más.

San Antonio, Texas, United States

Sheryl Sculley, Gerente de la Ciudad, se ha beneficiado de múltiples mentores a lo largo de su vida profesional, pero le ha costado encontrar mujeres en puestos ejecutivos a las que pueda admirar. Para abordar esta disparidad y ayudar a otras mujeres, creó un programa de mentores de mujeres dentro del gobierno de la ciudad que conecta a mujeres en posiciones ejecutivas con mujeres miembros del personal subalterno para que proporcionen asesoramiento y desarrollo profesional durante el transcurso de un año. Hasta la fecha, 94 alumnas han completado el programa y la propia Sra. Sculley ha sido mentora de tres funcionarias públicas subalternas. Además de fomentar el progreso de las mujeres en el gobierno, el programa también fomenta una cultura de mentoría en el gobierno de la ciudad. Leer más.